18 de agosto de 2012

MeriStation: Impresiones de Pro Evolution Soccer 2013 (Gamescom)


PES 2013 quiere reclamar el trono de rey del fútbol virtual, y esta vez tiene más y mejores armas que en anteriores ediciones de la archiconocida saga de Konami. En Colonia está la última parada antes de su salida oficial. Qué ruede el balón.

Ya hay mono de balón. Después de que la Eurocopa llegara a su fin y la temprana eliminación de España en los Juegos Olímpicos hace que las ganas de volver a la normalidad, fútbol cada semana, vayan creciendo poco a poco. Y en esto tiene que ver también la llegada de los nuevos títulos de fútbol para esta temporada. La demostración de PES 2013 fue un primer bocado interesante para el mes de julio que tiene continuidad en la Gamescom de Colonia, donde Konami ha mostrado su juego un 20% más cerca de estar terminado definitivamente. Y nos da fecha de salida aunque ya se podía intuir: el mes de septiembre llegará a las tiendas de todo el mundo para competir por el trono de mejor juego de fútbol. Y la cosa promete estar más reñida que nunca en esta generación.

La feria de Alemania, donde el fútbol es el deporte rey como en casi toda Europa, ha sido el lugar ideal para que Konami presente por última vez su propuesta futbolística para este año antes de que salga a la venta de manera oficial. Si la demostración que se pudo ver en el mes de julio se encontraba en un 70% del total del juego, esta vez la oferta jugable en la feria de Colonia es del juego ya al 90%, con el grueso de la propuesta ya preparado y con solo detalles para pulir hasta la versión final. Lo primero que salta a la vista es que PES 2013 avanza con paso firme para convertirse en el mejor PES de toda la generación después de estar dando bandazos durante los primeros años y encontrar un camino interesante en estos últimos tiempos.

De momento ya conocemos algunas de las licencias que se podrán coger en esta nueva entrega de la saga y que estaban disponibles en la Feria alemana. A las selecciones alemana, italiana, portuguesa, inglesa de la demo se le añade Francia, España y muchos equipos de las principales ligas europeas: Inter, Juventus, Bayern Múnic, Manchester United, Oporto, Benfica, Sporting de Portugal, Ajaz, Feyenoord, PSV, Real Madrid , Barça, Athletic de Bilbao o el campeón de la liga francesa como el Montpellier, PSG,  y otros equipos franceses disponibles en Colonia. Desde Sudamérica están disponibles: Atlético Mineiro, Internacional, Figueirense, Portugesa Sao Paolo, Ponte Preta, Gremio, Cruzeiro, Nautico, Santos, Bahía , Coritiba, Palmeiras y Sport Recife. El juego tiene confirmada la licencia de la liga española al completo, pero se desconocen de momento otras licencias para la versión final de PES 2013.

Uno de los elementos que se va confirmando mediante los gameplays que se han ofrecido durante la feria de Colonia es la explotación al máximo de un motor que ya no da más de sí y que ha sido uno de los grandes lastres de la experiencia Pro Evolution Soccer en la presente generación de consolas. A pesar de ello, el juego en su 90% de estar finiquitado ofrece buenas sensaciones en este sentido: más fluido y dinámico que en entregas anteriores, con jugadores moviéndose de manera ágil por el campo a la hora de tocar el balón, girarse, etc. Se han añadido un puñado de animaciones interesantes que dan más verosimilitud, aunque cierto es que se mantienen algunas animaciones algo toscas –sobre todo en giros importantes de 45 grados-. Más, con este engine, seguramente no se puede hacer. Si es suficiente o no lo veremos en la versión final, aunque es cierto que el paso adelante en fluidez es evidente respecto a los predecesores. La inclusión de nuevos regates y movimientos con el balón es digno de mención.

Otros elementos a tener en cuenta de esta demostración de la Gamescom tiene que ver con la física del balón, caballo de batalla de la saga PES desde PSX con ISS Pro, y los porteros, uno de los dolores de cabeza más grandes de Konami en los últimos tiempos. En el primer caso se mantienen las sensaciones vistas en la beta preview que tuvimos en Meristation y que se pudieron ver también en la demo del mes de julio. La mejora en los disparos se nota en cada chut desde fuera del área, donde el balón sale con la potencia que deseamos y toma velocidades verosímiles en potentes disparos, que de eso se trata. El balón a gran velocidad y en el aire es seguramente insuperable. Los centros, cambios de sentido, córners… vemos una pelota real, como en la vida misma. Algunos golazos desde fuera del área lo corroboran. Eso sí, cierto es que la sensación de que pesa demasiado cuando los jugadores lo controlan o en los pases rasos se mantiene a falta de ver la versión final del juego. Los porteros siguen mejorando en animaciones y en reacciones a disparos de todo tipo, aunque todavía hay margen para pulirse y no están exentos de fallos, como en saques con la mano y algunas reacciones.

 PES 2013 sigue siendo un PES, esto queda claro desde la primera vez que cogemos el mando y empezamos a jugar. Mecánicas familiares para todos a nivel de control de jugadores, acciones básicas, paredes, pases por alto, vaselinas, etc. Pero esta entrega 2013 ha añadido algunas novedades interesantes que se hacen intuitivas y fáciles de ejecutar desde un primer momento. Una de ellas tiene que ver con la libertad de control de pases y disparos, que podemos tenerlo activado todo el rato o hacerlo cuando queramos mediante uno de los gatillos. Esto combinado abre un mundo de posibilidades enorme que ya se empieza a sacar su jugo cuando todavía estamos ante una versión al 90%. El sistema de regates con stick derecho también se ha vuelto más intuitivo de realizar, con auténticas virguerías de regates en los mejores jugadores, como ruletas al revés o croquetas al más puro estilo Iniesta. O Laudrup. 

La sensación es que el juego sigue el camino que se esperaba viendo la demostración al 70%. Se sigue puliendo sobre una base que a lo mejor no es la más actual de todas, pero que se ha exprimido de tal manera y se han añadido herramientas en todos los sentidos que lo pueden convertir, salvo catástrofe de última hora que no se prevé ni mucho menos, en el mejor PES de toda la generación de consolas y en una gran propuesta futbolística. Se han ido puliendo detalles que hacen de la experiencia fútbol virtual algo más creíble (entradas, celebraciones, repeticiones espectaculares). PES en esto siempre ha destacado de hecho, como en la recreación de estadios reales como el Allianz Arena, Camp Nou, Old Trafford o Santiago Bernabéu entre otros. Buenas sensaciones generales en el “último partido de pretemporada” de PES 2013 antes de la competición oficial. Sí, tiene cosas mejorables, como algunos desbarajustes defensivos, aunque todavía hay margen de mejora para cuando salte al campo en el mes de septiembre.

Fuente: MeriStation

No hay comentarios.: